Loading...

martes, 27 de enero de 2009

Despistado e incoloro
una ráfaga de humo que emerge
carmín color chillón
un labio más prominente
el otro tímido y delgado
aroma que pasa por la calle del medio
olor a orine callejón oscuro
un borracho que vomita la bilis
y el sexo hace de las suyas
escondido tras farol sin bombillas
esta cabeza no me reconoce
un millar de cosas revolotean en ella
cervezas
figuras sudadas
carcajadas y saliva
el aullar de un gato desgarbado
un ¡carajo! sin recato
escupido con ganas
sobre la humanidad de un ser voluptuoso
que presume pureza excedida
una silla rota sobre un cráneo que chorrea
sangra como un demonio
pero ríe cual loco de atar
cuervos negros desplumados con hipo
sudadera sudorosa y sudada
canción ronca sin pudor
mano clandestina que se da a la fuga
bajo falda corta de saten
cigarrillo a medio terminar
Soy un acertijo verdadero
consigo descifrarlo
mientras me encuentro solo
y el sol vuelve a bañar sin clemencia
el techo de aluminio
rebulle de calor
y la cabeza no es redonda
sino un cubo de hielo
tratando de congelar recuerdos
trasnochados allí
en el fondo de ese vaso en el bar.

Luís.


No hay comentarios: