Loading...

miércoles, 7 de septiembre de 2011

                                         A Yadira... vale más tarde que nunca 
 
El tiempo audaz y pendenciero       
 Serpentea los días 
Como el sol ara las tardes en las primaveras
Y es un pasaje de sueños esta vida que perfuma
Es pieza única cada día 
que se cuela  de puntillas tras tu ojos
y se escuece si no bailas esa danza cotidiana
y es papel al viento que se esfuma en el aire 
y es pompa de jabón que no estalla sin risas 
y es copo de nieve en pleno verano
y es helado de parque y es frutas
y cervezas y beisbol y chiste de noche y media
y es un frio de diciembre y ron perfumando el ponche 
y son amigos, vecinos y hermanos que te visitan
y una carcajada que estalla y contagia 
y las luces que iluminan las calles sin recato
y eres tú que vas y vuelves y siempre estas 
como el aire que mueve la ropa en el patio
y el vecino que se asoma e invita 
y es la alegría de vivir compartido
con amargos, 
dulces, 
ácidos, 
salobres, 
desabridos
pero vivir a plenitud 
otro  
y  otro
y otro   
y otro año más.
 Luis Felipe Guillén

jueves, 24 de febrero de 2011


Bitácora

Aquí puede que callen las cigarras en cuaresma

Que las antenas del espacio enmudezcan para siempre

Que Caín huya del Paraíso

que nunca más vuelva

recogiendo a hurtadillas el fruto prohibido

Que se desconfigure

Este cielo portátil de la web

Y las canciones de amor se declaren en quiebra

Y suenen a cursilería los besos de mi boca

Y me declare incapaz de volver a dormirme

Y mis ojos

se petrifiquen en blanco y negro

Que rapaz y perezoso deambule por Sodoma…

Pero que sigas allí cándida e infinita

Humedad y resplandeciente

Cual rocío en la piel

Y puedas seguir tejiéndome

Redes sin descanso

mañanas que plastifiquen tu olor a mi piel

Y seguir cuerdo de locura mi bitácora en ti.

Luis F. Guillén.